Asociacion Cultural de Cunas
  Noticias
 
Haz clic para unirte a Cabreira

Haz clic para unirte a Cabreira


Voluntarios de Promonumenta hallan «pepitas de oro» bateando el río Cabrera
http://es.groups.yahoo.com/group/Cabreira/message/4071 el 03-08-2010, 17:04 (UTC)
  Hay oro en La Cabrera. Voluntarios de Promonumenta han extraído algunas pepitas este fin de semana, bateando el río Cabrera, tal y como hacían los romanos. El «botín» es simbólico, apenas unos miligramos. «Pero hay oro», insiste José Vicente Casado, experto en Paleontología, que acompañó a la treintena de miembros de Promonumenta en la limpieza de los canales romanos. «Prácticamente en cada batea sacábamos alguna pepita y hasta una de un tamaño nada despreciable». Casado lamenta el abandono en que se encuentran estos abruptos parajes, que encierran aún muchos secretos sobre una de las mayores obras hidráulicas del Imperio Romano. De hecho, en cada hacendera de Promonumenta se producen nuevos hallazgos, desde tramos inéditos de canales a túneles. «Mientras en Navelgas (Asturias) hay un Museo del Oro y se celebra el campeonato mundial de batea, que llega a reunir a más de 4.000 personas en un fin de semana, los ríos auríferos de León casi ni se conocen», se queja Casado. En tres días una treintena de miembros de Promonumenta han limpiado de maleza casi cinco kilómetros del Canal 1, según cálculos de Marcelino Fernández, presidente de esta asociación en defensa del Patrimonio. Es el mismo tramo que desbrozan de maleza desde hace dieciocho años, sin ayuda de ninguna institución. Como cada verano, encontraron cegado parte de este canal, que une Llamas de Cabrera con el valle Airoso, el mejor conservado y prácticamente el único visitable de este complejo entramado minero. Los voluntarios tuvieron que emplearse a fondo para despejar un enorme roble que atravesaba esta conducción romana, pero con lo que no pudieron fue con algunas gigantescas rocas, probablemente desprendidas por un corrimiento de tierras como consecuencia de las lluvias torrenciales del invierno.

Marcelino Fernández considera paradójico que cada año tenga que pedir los oportunos permisos a la Junta para limpiar unos canales romanos de los que no se ocupa nadie. Resulta ilógico pedir autorización cuando esta obra hidráulica no tiene ni siquiera la categoría de Bien de Interés Cultural (BIC). Oficialmente, es «simplemente un monte».

Hace veinte siglos los romanos movieron más de dos millones de metros cúbicos de tierra para extraer unas cinco toneladas de oro de la mina que perforaron en las laderas del valle Airoso, la explotación romana subterránea más importante del noroeste español, descubierta hace ocho años por casualidad por el ingeniero leonés Roberto Matías.
 

La Junta aún estudia unir el Bierzo con La Cabrera por el Campo de las Danzas
http://es.groups.yahoo.com/group/Cabreira/message/4065 el 22-06-2010, 16:38 (UTC)
 El delegado territorial niega que la administración haya descartado la opción Oeste de la carretera y espera que todavía sea posible construir los dos trazados.

La Junta de Castilla y León todavía no ha descartado la construcción de una carretera que una el Bierzo y La Cabrera atravesando el Campo de las Danzas y los Montes Aquilianos. El trazado por el oeste de La Cabrera, con tres variantes diferentes desde Ponferrada -”dos que terminarían en Pombriego por Chano y Voces, y por el Campo de las Danzas, y una tercera hasta Llamas de Cabrera también por el Campo de las Danzas-” todavía se encuentra en fase de evaluación del impacto ambiental, según aclaró ayer el delegado territorial de la administración autonómica en León, Eduardo Fernández. El máximo representante de la Junta en la provincia trataba de frenar así las críticas que ha causado la noticia de que el trazado por Este de La Cabrera, atravesando El Morredero, cuenta con una declaración de impacto ambiental favorable.

«No se ha descartado la opción Oeste de la carretera, lo que pasa es que todavía está sin evaluar», puntualizó, después de que empresarios pizarreros y alcaldes del trazado Oeste hayan defendido las opciones del Campo de las Danzas y los Montes Aquilianos para mejorar la comunicación con los yacimientos de pizarra.

Fernández recordó que de las tres variantes que también ofrece la opción de trazar la carretera por el Este de la comarca para unir Ponferrada con Truchas, sólo la que atraviesa el Morredero y Corporales cuenta con la declaración de impacto favorable. Las variantes de Quintanilla o la del túnel bajo El Morredero tienen, insistió, «un impacto negativo».

El delegado de la Junta recalcó que la administración autonómica apuesta por construir los dos trazados entre el Bierzo y La Cabrera siempre que sea viable. «Estamos haciendo lo posible para poder construir las dos opciones», afirmó. Fernández reconoció, sin embargo, que «será dificil» que las variantes de la opción Oeste que defiende el sector de la pizarra obtengan una declaración favorable porque la carretera destruiría el patrimonio arqueológico de los canales romanos que conducían el agua hasta las minas de oro de Las Médulas.


El obstáculo de los canales romanos:

Las tres variantes para atravesar La Cabrera hasta Pombriego y Llamas destruirían varios tramos de canales romanos, explicó el delegado territorial de la Junta, lo que condicionaría su declaración de impacto. «Vamos a ver si se puede salvar esa circunstancia de alguna manera», recalcó Eduardo Fernández en un intento de tranquilizar a quienes ya han dado por hecho que la administración autonómico sólo financiará la construcción de la carretera a través del Morredero hasta Truchas.

Fernández matizaba así sus declaraciones del pasado viernes, cuando advirtió de que la Junta se volcaría con el trazado más viable. «Por otras alternativas no vamos a abandonar la que es posible, y la que es posible es por El Morredero», afirmó entonces.
 

La Junta elige el trazado del Morredero para la conexión Ponferrada-La Baña
17/06/2010 MANUEL FÉLIX | PONFERRADA el 17-06-2010, 17:01 (UTC)
 La Junta descarta un túnel de un kilómetro a 1.700 metros de altitud y prevé una circunvalación

Ya hay informe favorable de impacto ambiental para la construcción de la nueva carretera que unirá Ponferrada (el Bierzo) con La Baña (La Cabrera). La Junta publicó ayer la declaración medioambiental, firmada por la consejera María Jesús Ruiz. De esta forma se avanza en el proceso administrativo para la contratación definitiva de esta obra millonaria, que salvará por carretera la cordillera montañosa que separa a las dos comarcas y que conectará con Sanabria y la autovía de las Rías Baixas.

La Junta es clara en su declaración de impacto ambiental. La alternativa del trazado que menos daños causa a la fauna y al paisaje es la número «1». Parte de Ponferrada por la carretera LE-192/21 hasta el alto del Morredero. Desde aquí discurre hasta el pueblo de Corporales para seguir la local LE-191/19 hasta enlazar en Truchas con la LE-126, que conducirá hasta el final del trayecto en la zona pizarrera de La Baña. Se contempla variante en Corporales por el noroeste de 1,7 kilómetros, con un puente sobre el arroyo Manzanal. Existe también la variante a Baillo por el este de 361 metros con puente sobre el río Eria, y a Truchas por el oeste de 444 metros, con otro puente.

En el alto del Morredero (no muy lejos de la estación de alta montaña) presenta dos posibles variantes. La primera es de cuatro kilómetros de longitud, y la segunda de 4,47 kilómetros. En el primer caso la construcción de la carretera sería de 49,813 kilómetros, siendo la distancia entre Ponferrada y La Baña de 75,859 kilómetros. Con la variante segunda, serían 50,286 kilómetros y el recorrido total llegaría a los 76,332 kilómetros. La cota de mayor altitud estará a 1.900 metros.

La que queda prácticamente descartada es la alternativa número «3». Que se diferencia de las dos primeras en que se preveía la construcción de un túnel de 1.060 metros de longitud en el alto del Morredero, a 1.700 de altitud. Ese hipotético túnel daría acceso a un nuevo trazado de carretera de 15.725 metros por el valle del río Cabo hasta el cruce con la LE-229/7 a Quintanilla de Losada y desde aquí hacia La Baña. La Confederación Miño-Sil rechaza esta actuación.

Dice la Junta en su informe que «la peor valorada es la alternativa 3, con dos impactos severos, 20 moderados, 13 compatibles y 3 positivos. Las alternativas 1 y 2 son las mejor valoradas, con impactos similares, con 3 positivos, 18 compatibles y 17 moderados». Los positivos lo son sobre factores del medio socioeconómico (generación de empleo y aceptación social).

En la declaración de impacto ambiental se detallan las medidas protectoras, para evitar daños como al tejo de San Cristóbal de Valdueza, donde va la construcción de una circunvalación.

 

El 6% de los pueblos leoneses, condenados a desaparecer
http://es.groups.yahoo.com/group/Cabreira/message/4062 el 16-06-2010, 21:41 (UTC)
 86 de las 1.230 localidades de la provincia tiene menos de 10 habitantes.

Los datos más recientes del Instituto Nacional de Estadística (INE) recogen que 86 pueblos de la provincia de León tienen actualmente menos de 10 habitantes y están a sólo un paso de quedar abandonados, al menos durante los meses de invierno.

La lista de pueblos prácticamente deshabitados es larga, aunque en muchas ocasiones, como ya se ha comprobado en varias ocasiones el número de personas censadas suele ser superior al de las que viven realmente durante todo el año en un pueblo, con lo cual el dato de podrían ser muchas más de 86 las localidades leonesas que actualmente cuentan con menos de 10 vecinos. De hecho, aunque no se les considere aún pueblos abandonados, los datos del INE reflejan que seis pueblos leoneses (Los Montes de la Ermita, Urdiales de Colinas, Folgoso del Monte, Santa Lucía, La Treita e Hinojo) no tienen actualmente ningún habitante censado.

Un fenómeno provocado por la grave despoblación que sufre la provincia desde hace años y que impulsa la idea de fusionar ayuntamientos para recortar gastos y ofrecer una mejor calidad en los servicios a los vecinos.

Por si resultaran poco preocupantes los datos del INE, el informe de la Fundación La Caixa sobre ‘La población rural en España’ alerta de que “las migraciones del campo a la ciudad van dejando huellas en la estructura demográfica rural, con el resultado de generaciones ausentes: los nacidos en los años cuarenta y cincuenta, y de generaciones mermadas: los hijos de los pocos de estos últimos que se quedaron, nacidos en los sesenta y los setenta”.

Pero estas 86 localidades no son una pura anécdota ya que 842 de los 1.230 pueblos que hay en la provincia de León no superan el centenar de habitantes. Es decir, dos de cada tres localidades no alcanzan esta cifra, según los datos del Instituto Nacional de Estadística a 1 de enero de 2008, lo que demuestra la gravedad del problema de la despoblación actualmente en la provincia.

Ante una cifra tan contundente como 842, lo cierto es que el mal de la despoblación afecta por igual a toda la provincia, aunque existen determinadas comarcas en las que la despoblación se encuentra en una fase más avanzada. Es el caso, por ejemplo, de Omaña, la Cabrera, la Maragatería, la Valduerna y, especialmente, los Ancares.

Si las cifras las remitidos a ayuntamientos, los números siguen siendo igual de desalentadores. Así, de los 211 municipios que existen en la provincia de León, el 11%, un total de 23, tiene menos de 200 habitantes. Mientras que otros 61 tienen entre 200 y 500 habitantes. En conjunto casi el 40% de los ayuntamientos leoneses no llega al medio millar de vecinos, lo que provoca que dispongan de escasos recursos para mantener tan si quiera los servicios más básicos. A pesar de lo cual, estos 84 ayuntamientos soportan una estructura administrativa muy importante que se ‘come’ gran parte de sus recursos económicos. Así, tarde o temprano la fusión municipal no será una alternativa sino una necesidad imperiosa.
 

Viaje a donde sí se habla leonés
Diario de León el 16-06-2010, 21:38 (UTC)
 Cabrera (Cabreira), primera estación de un recorrido por el León que aún conserva, de modo espontáneo, su romance autóctono

Durante estos últimos meses, y por razones que, la mayor parte de las veces, muy poco tienen que ver con la filología y sí mucho con la política, el tema del leonés ha sido llevado de un lado para otro, como en volandas, entre despachos políticos y titulares de prensa. Y por eso la pregunta que se impone ahora es la siguiente: ¿No sería buena cosa acudir a las -ya escasas- zonas en las que aún se habla para ver qué es y cómo es esta lengua? El Diario inicia aquí una miniserie de reportajes que se adentra, pues, en los lugares en los que sí se «fala». El primero: La Cabrera/Lla Cabreira.

-¿Quéi tal?

-Home... ¡menos mal que se te vei el pelu!

Esto es la Cabrera, concretamente, el pueblo de La Baña. La Cabrera es una comarca de unos 900 kilómetros cuadrados ubicada en el extremo suroccidental de la provincia de León, colindante con Orense y con Zamora. Tradicionalmente se ha venido dividiendo en Cabrera Alta (que corresponde con la cuenca alta del río Eria, es decir, el municipio de Truchas); y la Cabrera Baja (valle del río Cabrera con sus afluentes, equivalente a los municipios de Benuza, Encinedo y Castrillo de Cabrera). En tiempos del Reino de León, la comarca se subdividía en tres entidades jurídicas de sugestivo nombre: Ribeira (Ribera), Llouxada (Losada) y Cabreira (Cabrera), también llamada Merindad de Peñarramiro.

La Cabrera es un territorio muy montañoso, está inscrito en pleno macizo galaico-leonés y lo enmarcan cumbres que rozan los 2.200 metros (Teleno, 2.188 metros; Peña Trevinca, 2.127; Las Portillinas, 1.956, El Morredero, 1.762...). El paisaje enlaza lo atlántico con lo interior y, pese a su gran riqueza natural, hecha de pastos, brezales, robledales y bosques de ribera, resulta de escasa rentabilidad agrícola, por lo que los cultivos de subsistencia y la diversificación componían, hasta los años setenta del pasado siglo, una presencia humana que siempre consideró muy dura la supervivencia en estos valles. El gran aislamiento geográfico y la lejanía con respecto a las grandes vías de comunicación hizo el resto, creando el mito -y el tópico- de la Cabrera como lugar apartado y atrasado (no en vano, Ramón Carnicer llamó «Donde las Hurdes se llaman Cabrera» a la obra que recoge su viaje por la comarca, editado en 1970). El centeno, las huertas, una ganadería de vacas, ovejas y cabras y hasta viñas en las laderas soleadas era el panorama que tradicionalmente podía verse aquí hasta que la despoblación, como en tantos otros lugares, vació estos pueblos, algunos de ellos casi por completo.

-¿Fuste güei a trabayá?

-Nu... ando un poucu malu... y amás güei nu yía día d'andá pulla caleya...

Es decir, que «hoy no es día de andar por la calle», responde un paisano de La Baña a la respuesta de si fue hoy a trabajar. Las canteras de pizarra que se establecieron, sobre todo en esta localidad, han supuesto una amplia fuente de trabajo y casi el único sustituto -junto al muy incipiente turismo rural- a unas agricultura y ganadería ya meramente testimoniales. La contrapartida viene dada por la vista de laderas enteras cubiertas de restos y escombros procedentes de la extracción, tratamiento y laminado de una pizarra que, mayoritariamente, servirá para techar casas y edificios de Centroeuropa. Gallegos, portugueses, zamoranos y leoneses, y gentes de muchas otras procedencias trabajan en alrededor de catorce explotaciones. La Cabrera, junto con las comarcas vecinas de El Bierzo y la gallega de Valdeorras, conforma el primer productor de pizarra a nivel mundial.

-¿Cúmo van los tous rapaces?

-Bien, están agora ñu colexiu, ña escuela.

Cerca de donde dos vecinos se preguntan por el trabajo, una señora le pregunta a otra por cómo marchan sus hijos. En la Cabrera se habla cabreirés. Y las gentes de estos pueblos mantienen posiciones un poco ambivalentes con respecto a su habla propia. Para unos es algo tan exclusivamente diferente y propio de cada lugar que hasta llega a recibir sólo nombres locales (en La Baña, uno de los lugares donde mejor se conserva, dicen que hablan bañés); otros, en cambio, lo explican como si fuera una mezcla de gallego y castellano, incluso «hablar mal», «hablar de pueblo» o «como antes», y le aplican nombres despectivos como «chapurriáu» o «falotas».

Pero el cabreirés no es, en realidad, ninguna mixtura de lenguas ni ningún síntoma de ignorancia. Más bien al contrario. El cabreirés es, sencillamente, leonés; y la Cabrera es una de las dos comarcas de la provincia donde mejor se conserva, por no decir que es una de las dos comarcas (la otra sería el Alto Sil), donde el leonés sigue estando vivo socialmente, donde puede oírse en la calle.

-Fuei al médicu ayeri, y yía un médicu buenu...

-Pues you ando mala d'esta pierna...

-Pa qu'andará una pulla vida, pueis namás que pa sufrir. ¡Ay Señor, cuando t'alcurdarás de mí!

Sin embargo, el cabreirés, el leonés de la Cabrera, a pesar de seguir vivo, está completamente ausente de la vida oficial e institucional. Desde el hecho de que algún presidente de junta vecinal ha querido desterrar la lengua hasta del callejero (castellanizando «Eras» por «Eiras», por ejemplo) hasta su inexistencia en espacios culturales de la comarca (casas de cultura, Museo de la Cabrera en Encinedo); ni documentos oficiales, ni clases optativas en la escuela, ni cursos, ni talleres... en ese sentido, nada de nada. Es célebre la anécdota del niño que, en clase, no entendía por qué el dibujo de ese animal nocturno que ulula aparecía al lado de la letra «L». Para él, ese ave se llama «curuxa» (la coruja de otras zonas de León) y nunca había oído lo de «lechuza».

Es decir, que el cabreirés, el leonés de esta comarca, es una verdadera joya lingüística, un tipo de patrimonio que sumar a los valores naturales, a la música (gaita de fole, y chifla y tamborín, ambos conjuntos instrumentales conviven en armonía aquí), a la arquitectura tradicional (las sugerentes casas de patín, corredor cerrado, piedra y losa, llouxa, que, inexplicablemente, están siendo destruidas y sustituidas por extraños chalets impersonales y desnaturalizados) y a las costumbres ancestrales, pero que, a diferencia de estos otros, aún no se sabe cómo dar a conocer, cómo poner en valor. Se han escrito libros (la traducción del Principito, el clásico de Saint-Exupéry, «El Prencipicu»), diccionarios (el Vocabulario de La Baña) o la nueva literatura de ficción basada en gran parte en esta variante («Epífora», «Breve hestoria d'un gamusinu», de Xosepe Vega) que se suman a los clásicos (la novela costumbrista «Entre brumas», de José Aragón, con abundantes pasajes en cabreirés) o el técnico «El habla de la Cabrera Alta» de Concha Casado... y, no obstante, todavía no se ha impuesto con plena convicción la verdad, el hecho de que falar cabreirés constituye uno de los más originales, importantes y decisivos valores sociales y culturales de esta comarca, ya que proporciona una insustituible información sobre la evolución del latín al romance, además de ser vehículo de expresión de una comunidad humana concreta que en sólo sobre el orgullo de su pasado, raíces y tradiciones, puede construir un futuro pleno y verdaderamente consciente de su lugar en el mundo.

Y con eso, «buenas ñueites, y cun un burru tŽacoches siete ñueites».
 

TRUCHAS: 30 vecinos del municipio participan en el curso de auxiliar de geriatría
http://es.groups.yahoo.com/group/Cabreira/message/4060 el 15-06-2010, 20:57 (UTC)
 El Ayuntamiento de Truchas, en La Cabrera, ha puesto en marcha un curso de auxiliar de geriatría de 200 horas, homologado y con prácticas en residencias de la tercera edad, y que se extenderá hasta el próximo 28 de octubre. Con este curso gratuito se formarán 30 vecinos del municipio, intentado crear salidas profesionales a la población en edad activa y que en la actualidad se encuentra en paro.

Francisco Simón Callejo, alcalde Truchas, se muestra satisfecho con la acogida que ha tenido este curso, financiado por el propio ayuntamiento, que ha solicitado ayuda económica al grupo de Acción Local Montañas del Teleno, para su colaboración con los fondos Leader, sin que hasta la fecha se haya confirmado esa ayuda.
 

<- Volver  1 ...  4  5  6  7  8  9  10 11 

Siguiente->






Añadir comentario acerca de esta página:
¿Que entrada desea comentar?
Tu nombre:
Tu mensaje:
 
   
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
Calle De Arriba s/n. La Escuela. Cunas (Truchas) 24738 LEON         asociaciondecunas@gmail.com         N.I.F. G24611386             Todos los derechos reservados. ©